5.2.17

JMJ Panamá: Comienza la cuenta atrás

Muchos estudiantes no estarán de vacaciones, pero “creemos que la jornada de por sí entusiasma y permite que los obstáculos puedan ser vencidos”



Mons. Ulloa Concede La Entrevista A José António Varela


(ZENIT- Roma).- La próxima Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) se realizará del 22 al 27 de enero de 2019. Aunque faltan casi dos años, los preparativos ya ha empezado. En el siguiente diálogo, el arzobispo de Panamá, José Domingo Ulloa, OSA, explica algunas características que tendrá este multitudinario evento, a la vez que analiza los desafíos de la Iglesia con los jóvenes. El periodista peruano José Antonio Varela Vidal, ha realizado en Lima una entrevista al arzobispo de Panamá, que comparte aquí con nuestros lectores.

¿Cómo ha tomado la Iglesia panameña esta elección del papa Francisco, de celebrar en este país la Jornada Mundial de la JMJ?
— Mons. José Domingo Ulloa: Con gozo y gratitud, porque el papa Francisco ha puesto sus ojos en el área centroamericana y en Panamá, para que podamos asumir el reto de ser la sede de la JMJ 2019.

¿La fecha elegida es la más adecuada?

— Mons. José Domingo Ulloa: Para el área centroamericana es la mejor fecha, porque estamos en un tiempo de inicio del verano, y no podemos corrernos el riesgo de las torrenciales lluvias que esta región tiene en la estación lluviosa (en el mes de Julio, cuando se organizan siempre las JMJ ndr). Muchos estudiantes no estarán de vacaciones, pero también creemos que la jornada de por sí entusiasma, y permite que los obstáculos puedan ser vencidos.

¿Qué le han pedido en el Vaticano para la organización de la JMJ?
— Mons. José Domingo Ulloa: Esta jornada viene en la línea de lo que han sido todas las jornadas, pero con un toque centroamericano, caribeño. Siempre se nos ha dicho que seamos auténticos en no compararnos con ninguna jornada, y en eso estamos muy claros. Es una sucesión, una etapa más en el eslabón de las muchas jornadas que vendrán y donde el centro es el sentirnos Iglesia, encontrarnos con Jesús de la mano de María, junto a quien es el punto de unidad de la Iglesia, que es el sucesor de Pedro.

¿Se quiere dar respuesta ante quienes critican a los jóvenes “millennials”, como si fueran una generación perdida?

— Mons. José Domingo Ulloa: Yo creo que el problema no está en la percepción de lo que los adultos tenemos de los jóvenes, de que es una generación perdida; yo creo que lo que tendríamos que preguntarnos es ¿qué oportunidades le estamos ofreciendo nosotros a la juventud? Eso que los adultos vemos de malo en la juventud, no es más que un reflejo de la cosecha de lo que hemos sembrado.

¿Qué previsiones se han iniciado sobre todo para asumir los costos, que son altos en estos eventos?
— Mons. José Domingo Ulloa: Una de las principales formas para recabar, es hacer un llamado a los hombres y mujeres de buena voluntad que puedan sumarse a este gran evento, no solo de Iglesia sino también del país; y tocar las puertas no solo de empresarios, sino de todos los que nos identificamos con el trabajo de la juventud. Otro gran medio de recabar los fondos, son las inscripciones de los jóvenes.

¿Podría adelantar algo sobre el diseño y la metodología que se podrá ver en esta jornada?
— Mons. José Domingo Ulloa: Yo creo que no puede faltar en un ambiente centroamericano, en un ambiente bañado por el mar, lo que es la alegría, el gozo, la espontaneidad, el colorido de la flora, fauna, el folklore… Yo creo que esto es el extra que podemos también ofrecer, este ambiente festivo, que es característico. Y también lo que es la acogida, porque nuestra meta es que la mayor parte de los peregrinos puedan alojarse en los hogares.

Va a ser algo novedoso…

— Mons. José Domingo Ulloa: Muchos hermanos de Europa van a llegar a conocer esa otra realidad de Centroamérica, rica en costumbre, folklore, paisaje, sobre todo una Iglesia martirial, una Iglesia donde miles de catequistas, sacerdotes, laicos, religiosos, y sobre todo la figura de monseñor Romero nos atrae, y es lo que ha sostenido nuestro caminar. Yo creo que muchos van a entrar en contacto con esta Iglesia que siempre ha acompañado al pueblo latinoamericano en todas sus luchas, pero también ha sido la Iglesia que ha sembrado esperanza en medio de la marginalidad que hemos vivido.

¿Por qué se definió la figura de María como tema central…, y con el lema ‘He aquí la sierva del Señor; hágase en mí según tu palabra’?
— Mons. José Domingo Ulloa: Es que no podemos concebir la Iglesia universal, pero especialmente la Iglesia latinoamericana sin la figura de María. Agradecemos al Papa que ha escuchado esta petición que se le hizo, de que fuera una jornada centrada en la figura de María, en que Ella nos lleva a Jesús.

Finalmente, su mensaje para animar a las Iglesias locales y a los jóvenes para que vayan a Panamá en el 2019.

— Mons. José Domingo Ulloa: Así como Panamá rompió sus entrañas abriendo el Canal, hoy queremos romper nuestro corazón, abrir nuestro corazón pero sobre todo, abrir las puertas… Así que no tengan miedo, que en Panamá los esperamos para acogerlos como lo que ustedes son, hermanos nuestros, y venimos a enriquecernos los unos de los otros.

0 comentarios: