10.4.16

Testimonio ULELN 2 de abril - II



El sábado pasado, participé en una luz en la noche en Pontevedra. Era mi primera vez y llevaba toda la semana mentalizándome que tenía que estar dispuesta a lo que fuera, que debía estar abierta al ministerio que me tocase.


Me tocó estar en la calle, que para mí, es lo más duro. Pero Dios que es sabio permitió que todas las personas que paré no respondiesen como a mí me hubiera gustado, así nunca deja de sorprenderme superando mis propias expectativas.

Según iba avanzando la noche, la lluvia no cesaba, no paraba de dar vueltas mi cabeza llena de dudas y en medio de la pena e impotencia por la indiferencia de las personas con las personas con las que me encontré, Dios se sirvió de la pareja que me había tocado para darme una gran lección:  despertar en mí, como nunca lo había sentido, el deseo de evangelizar; dar esperanza, con la alegría y entusiasmo, propio de los cristianos,  a las personas que se encuentran en tinieblas, que no saben donde encontrar su camino.  "Ser Luz del mundo".

Doy gracias a Dios por lo vivido, por hacer que olvidase mis planes, por todas las personas que va colocando en mi camino y poner todo en manos de Él.

Vuelvo transformada sintiendo la necesidad de evangelizar como bautizada. Jesús cuenta con nosotros!!!!!!!
Muchas gracias por todos los que hacéis posible una Luz en la noche.
Hasta la próxima!!!
Eugenia









0 comentarios: