22.3.16

31ª JMJ: "Espero que podáis venir en gran número a Cracovia"





































Antes del rezo del Ángelus, el Pontífice invitó a la juventud polaca a seguir adelante con valentía y confió a la intercesión de san Juan Pablo II los últimos meses de preparación de la JMJ

(ZENIT – Ciudad del Vaticano).-
Al final de la solemne celebración litúrgica del Domingo de Ramos y de la Pasión del Señor, el papa Francisco rezó el tradicional Ángelus con los fieles congregados en la plaza de San Pedro. En esta ocasión, lo hizo desde el mismo lugar desde el que presidió la santa misa y no desde el estudio del Palacio Apostólico, como suele hacer habitualmente.

Antes del rezo de la plegaria mariana, el Santo Padre saludó especialmente a las decenas de miles de jóvenes presentes en la plaza, llegados a Roma desde más de un centenar de países, y recordó que “hoy se celebra la 31ª Jornada Mundial de la Juventud, que tendrá su culmen al final de julio con el gran encuentro mundial en Cracovia”.

Así, el Pontífice hizo un llamamiento a los jóvenes para que acudan a esta celebración en Polonia, a la que también asistirá Francisco, y elogió la figura de san Juan Pablo II, el gran impulsor de esta iniciativa.

“Mi saludo especial va para los jóvenes aquí presentes y se extiende a todos los jóvenes del mundo. Espero que podáis venir en gran número a Cracovia, patria de san Juan Pablo II, iniciador de las Jornadas Mundiales de la Juventud”, apuntó.

“A su intercesión confiamos los últimos meses de preparación de esta peregrinación que, en el marco del Año Santo de la Misericordia, será el Jubileo de los jóvenes a nivel de la Iglesia universal”, destacó.

Por último, el Papa deseó que todos los fieles vivan “con intensidad espiritual la Semana Santa”.

Publicamos a continuación las palabras del Santo Padre:

Saludo a todos los que habéis participado en esta celebración y a cuantos están unidos a nosotros a través de la televisión, la radio y otros medios de comunicación.

Hoy se celebra la 31ª Jornada Mundial de la Juventud, que tendrá su culmen al final de julio con el gran encuentro mundial en Cracovia. El tema es «Felices los misericordiosos, porque encontrarán misericordia» (Mt 5,7). Mi saludo especial va dirigido a los jóvenes aquí presentes, y se extiende a todos los jóvenes del mundo. Espero que podáis venir en gran número a Cracovia, patria de san Juan Pablo II, iniciador de las Jornadas Mundiales de la Juventud. A su intercesión confiamos los últimos meses de preparación de esta peregrinación que, en el marco del Año Santo de la Misericordia, será el Jubileo de los jóvenes a nivel de la Iglesia universal.

Están aquí con nosotros muchos jóvenes voluntarios de Cracovia. Regresando a Polonia, llevarán a los responsables de la Nación los ramos de olivo recogidos en Jerusalén, Asís y Montecassino y bendecidos hoy en esta plaza, como una invitación a cultivar propósitos de paz, de reconciliación y de fraternidad. Gracias por esta hermosa iniciativa; ¡id adelante con valentía!

Y ahora recemos a la Virgen María, para que nos ayude a vivir con intensidad espiritual la Semana Santa.

0 comentarios: